viernes, 24 de diciembre de 2010

Tocando fondo

Después de un año y medio durísimo, diría que ya estoy tocando fondo en mi trabajo. Llevo el último año y medio sufriendo acoso laboral por parte de mi responsable directo. Me ha pisado el trabajo, ha intentado hacerme fracasar una y otra vez, ha mentido compulsivamente sobre mí a mi jefe, me ha provocado peleas con amigos, me ha quitado vacaciones, así hasta que ya no he podido más. Hablé 3 veces con mi jefe contándole todo, y no me ha hecho ni caso. Finalmente caí en una depresión, que me ha tenido de baja un mes y medio. Tuve que acudir al sindicato. Hablaron con el director de mi empresa. Se contrastó con compañeros de trabajo que la situación que yo he estado viviendo es real. Mi director de empresa acordó conmigo expedientar a mi responsable con una sanción grave, y por supuesto no trabajar con él. Como el sólo hecho de verle me crea ansiedad, también se acordó que yo trabajaría en otra sala para evitar en lo posible el contacto. Se me prometió ser la responsable única de mi equipo de trabajo.

Han pasado 2 meses desde que me incorporé con estas condiciones, gracias a las cuales yo me comprometí a dejar el tema y no poner ninguna denuncia. Al día de hoy, tengo que ver a mi acosador a diario. Mi jefe me está presionando para que vuelva a trabajar en la misma sala, alegando que es lo mejor para el trabajo y cargando en mí la responsabilidad de decidirlo. Mi acosador no ha recibido ninguna sanción. Y me han comunicado que a partir del 3 enero se incorporará a la empresa una chica subcontratada, con 2 años menos de experiencia que yo y ninguna experiencia en gestión de equipo, para que sea mi nueva responsable, puesto que yo "no estoy preparada". Ella va a llevar el equipo con el que llevo trabajando 2 años y medio. Va a cobrar el sueldo que yo merezco y necesito. Trabajo una media de 10 horas diarias, no tengo tiempo de tener vida personal, ni posibilidades de aprender cosas nuevas para cambiar de vida más adelante. Y no llego a fin de mes. Mi acosador va a hacerme la evaluación de este año, la cual me comunicarán en mayo del año que viene y de la que depende mi subida salarial (llevo 2 años sin subir de sueldo).

Cuando la chica nueva entre, al no tener la experiencia necesaria, tendré que decidir entre ayudarla mientras me comen los demonios, por ver cómo nuevamente otra persona se lleva el mérito de mis esfuerzos, o bien dejarla sola y ver cómo se estrella, cuando en realidad ella no tiene culpa de nada. Deberé decidir entre la humillación y el sentimiento de culpa.

No puedo más, no se qué hacer, no quiero volver a caer en una depresión. Socorro.

6 comentarios:

Gustavo dijo...

- denuncia
- revientale el coche de forma que el seguro no se haga responsable
- me sumo al grupo de linchamiento (yo solo no valgo pa mucho)

Gustavo dijo...

es más, ahor apuedes denunciar al acosador por lo que hace y a la empresa por no poner solución

Juanma dijo...

Yo te digo lo mismo, creo que ahora deberías ir contra la empresa, no te han hecho caso y no han hecho nada. Habla con el sidicato y mete caña, ya has velado bastante por los intereses de la empresa. Sobre la chica nueva, está bien que mires por ella y tal, pero en esta vida a veces hay que ponerse en plan hijo puta, no es culpa de ella, estamos de acuerdo, pero desde luego, tampoco es culpa tuya.
Si tienes que escoger entre humillación y sentimientode culpa, escoge culpa, la culpa se acaba yendo, la humillación igual no, además no tienes ninguna garantía de que la situación vaya a mejorar y sí posibilidades de que vaya a empeorar, asíque olvídate de los demás y piensa en ti misma.

Y si no, cambia de aires, date de baja (pero ni se te ocurra quedarte en casa) o mira a ver si puedes coger una excedencia.

Por mi parte, si hay que quemar, pinchar o destruir cosas me apunto, nos pillamos unos pasamontañas y nos ponemos en plan etarra.

Muchas ánimos y mucha suerte.

angeladini dijo...

Lo mejor de tocar fondo es que no puedes ir más abajo y te das cuenta que es hora de levantarse, dar las últimas estocadas y sobrevivir, que la vida esta mú mala.
Así que ánimo, piensa que quieres hacer, y para adelante, que eres más fuerte de lo que tú piensas, y vas a salir de esta
Un abrazo

Ricardo Miñana dijo...

Muchas felicidades y paz para este año, dale vida a tus sueños y que la crisis económica pase de largo.

¡¡Feliz año 2011!!

Un abrazo.

Mª Ángeles dijo...

Hola, wapa, siento leer esta putada.
Yo tb te digo q denuncies a todos los q no han kerido hacer nada y x supuesto a tu acosador.
Y si Agus y yo tenemos q ir a Malaga a hacer d defensores d nuestra amiga cuenta con nosotros...
Yo cojo a la mini gata d mi niña (q no veas como araña la jodía), le pido a mis friki-colegas la catana y a dar hostias en plan "kill bill"...
Y haz tuya una canción d Mägo de Oz: "Si molesto, me kedo y q os den..."
Tb t digo q no tienes x ké sentirte culpable por reclamar el esfuerzo d tu trabajo. En nuestro amado país se recompensa la injusticia y eso yo tb lo he comprobao en carne propia.
Si esa chica no merece estar ahí y se estrella, no es tu culpa. La vida m temo, amiga mía, es luchar y luchar y a veces dejar morir a los pobres idiotas q no saben pelear sus propias batallas.
Y x desgracia a las mujeres nos consideran, débiles o zorras según nos compertemos en el trabajo...
X mi parte ( y los palos recibidos) t aconsejo ser una zorra. Después d todo la astucia es un gran arma.
Así q levantate y pelea, wapa.
Un besazo y espero tener noticias tuyas más positivas...